Skip Ribbon Commands
Skip to main content
Skip Navigation LinksBoys Town Pediatrics > Knowledge Center > Pediatric Advisor

Abrasion de la córnea

(Corneal Abrasion)

¿Qué es una abrasión de la córnea?

Una abrasión de la córnea es un rasguño de la superficie de la córnea, que es la capa externa transparente en la parte delantera de su ojo. Las abrasiones de la córnea suelen ser muy dolorosas.

La mayoría de las abrasiones de la córnea cicatrizan en uno o dos días. Hay algunas que tardan más en cicatrizar.

¿Cuál es la causa?

Las abrasiones de la córnea se pueden producir por:

  • Recibir un puñetazo o un golpe en el ojo
  • Hacerse un rasguño en el ojo con cualquier objeto, como una uña, un peine o una ramita
  • Tener algo metido en el ojo como una astilla, suciedad, o maquillaje
  • Usar lentes de contacto durante mucho tiempo o que lentes que estén deterioradas

¿Cuáles son los síntomas?

Los síntomas pueden incluir:

  • Enrojecimiento, dolor y lágrimas
  • Sensación de picor o de que hay algo en el ojo
  • Dolor y sensibilidad a la luz
  • Visión borrosa
  • Contracciones del párpado

¿Cómo se diagnostica?

El profesional médico de su hijo le preguntará por los síntomas y actividades de su hijo y le examinará el ojo. Le pondrá a su hijo gotas en los ojos y usará una luz para observar la abrasión más fácilmente. Las gotas contienen una tintura que hará que la visión y las lágrimas de su hijo sean amarillas por unos pocos minutos. Puede que su hijo también expulse un líquido amarillo por la nariz durante unos pocos minutos después de esta prueba.

¿Cómo se trata?

Si aún tiene algo en el ojo, el profesional médico de su hijo se lo extraerá.

El profesional médico de su hijo podrá:

  • Recetarle a su hijo gotas o pomada antibióticas para evitar infecciones.
  • Aplicarle gotas o una pomada a su hijo para aliviar el dolor.
  • Si su hijo también tiene espasmos del párpado, o si tiene sensibilidad severa a la luz, el profesional médico puede aplicarle gotas para dilatar la pupila, que relajan los músculos del ojo y alivian el dolor.
  • Colocar una lente de contacto sobre la córnea de su hijo a modo de vendaje. El vendaje acelerará la curación y disminuirá el dolor en el ojo.

Si su hijo usa lentes de contacto, su profesional médico quizás le sugiera que espere una semana o más después de que la córnea se haya curado antes de que use nuevamente sus lentes de contacto.

¿Cómo puedo cuidar a mi hijo?

Siga el tratamiento completo indicado por su profesional médico. Pregúntele a su profesional médico:

  • Cómo y cuándo le informarán de los resultados de las pruebas de su hijo
  • Cuánto tardará en recuperarse
  • Si existen actividades debe evitar su hijo y cuándo puede retomar sus actividades normales
  • Cómo cuidar de su hijo en el hogar
  • Ante qué síntomas o problemas tiene que estar alerta y qué hacer si su hijo los tiene

Asegúrese de saber cuándo debe regresar su hijo a revisión. No deje de acudir a todas sus citas con su profesional médico o para realizar pruebas.

¿Cómo puedo evitar una abrasión de córnea?

  • Una vez que su hijo haya tenido una abrasión de la córnea, corre el riesgo de tener otra abrasión en la misma zona. Le puede servir usar lágrimas artificiales o pomada para lubricar bien los ojos después de que la abrasión se haya curado.
  • Para evitar lesiones más graves en el ojo, asegúrese de que su hijo lleva anteojos de protección siempre que:
    • Trabaje con herramientas, productos químicos o líquidos de cualquier tipo
    • Juegue a paintball, ráquetbol, lacrosse, hockey y béisbol
  • Siga las instrucciones que le dio su oculista para el uso y cuidado de sus lentes de contacto. No deje que su hijo use lentes de contacto por más tiempo que el recomendado.
Este artículo fue revisado para controlar su exactitud médica por el cuerpo docente del Instituto Oftalmológico Wilmer del Hospital Johns Hopkins (Wilmer Eye Institute at Johns Hopkins). Sitio web: http://www.hopkinsmedicine.org/wilmer/
Developed by RelayHealth.
Pediatric Advisor 2015.3 published by RelayHealth.
Last modified: 2015-01-21
Last reviewed: 2014-10-28
Este material se revisa periódicamente y está sujeto a cambios en la medida que aparezca nueva información médica. Se proporciona sólo para fines informativos y educativos, y no pretende reemplazar la evaluación, consejo, diagnóstico o tratamiento médico proporcionados por su profesional de atención de la salud.
Copyright ©1986-2015 McKesson Corporation and/or one of its subsidiaries. All rights reserved.
Page footer image